20 de diciembre de 2013

El cielo ha vuelto


   Una cotizada modelo se encuentra con una desconocida que le dice que 'alguien' quiere que muera. Desde ese momento le empiezan a suceder accidentes con diversas consecuencias, o dicho de otro modo, desde ese momento le empiezan a suceder cosas absurdas con diversos grados de insensatez.

   El argumento es un sinsentido, plano y pacato. Los personajes están poco trabajados, son demasiado predecibles y algunos poco creíbles como, por ejemplo, la protagonista que en algunos momentos hace reflexiones dignas de Sartre y en otros se comporta como una auténtica descerebrada. En cuanto a la redacción pues sólo puedo decir que es corrientita.

   Un premio Planeta que, una vez más, no responde a las expectativas. Siempre que leo el Planeta del año me pregunto lo mismo "¿se merece este galardón?", y siempre me contesto igual "será que los otros candidatos eran peores y no se ha podido elegir algo mejor". En cualquier caso yo creo que en el panorama literario español hay obras muy buenas con una calidad superior a la de las que se premian en certámenes tan célebres, empezando por la propia Clara Sánchez que tiene otras novelas mucho mejores que esta.



18 de diciembre de 2013

Estigmas

    Francia. Inicios del s.XIII. La doctrina de los cátaros tiene gran arraigo en el sur del país y el papa quiere acabar con ella mediante una cruzada.

   En este escenario se encuentra Fabricia, una joven cuyas manos y pies presentan unas heridas que recuerdan a las sufridas por Jesús en la cruz, además posee un portentoso don, cuando toca con sus manos a una persona enferma consigue sanarla. Unos la consideran una bruja, otros una santa; en cualquier caso sufre el rechazo de los que la rodean pues o bien la temen o la desprecian.

  En otra parte del país y muy alejado de las persecuciones a los cátaros, se encuentra Philip de Vercy, un caballero que ha perdido todo, incluida la fe en un Dios por el que luchó en Tierra Santa. He sentido una gran empatía con este personaje a medida que la historia se iba desarrollando; las arraigadas convicciones con las que creció se tambalean ante los reveses del destino y vive atormentado por las dudas y su marcado sentido de la responsabilidad.

  El caballero y la joven de los estigmas acaban encontrándose en un territorio asolado por las luchas religiosas y tras muchas aventuras.

    Las tribulaciones de los protagonistas me han recordado bastante el perfil de otros personajes de Falconer, concretamente los de La ruta de la seda por lo que creo que pierde originalidad.

    Es una novela entretenidísima, con momentos de tensión muy bien descritos, con bastante acción y una dosis justa de romanticismo. Pero sobretodo es una crítica al fanatismo religioso, sea del credo que sea, donde se analiza bastante bien la doctrina cátara y se expone lo que es capaz de hacer un ser humano por su dios y cómo se escuda en sus creencias para dar rienda suelta a la violencia y la ambición.




13 de diciembre de 2013

La extranjera

    Una joven noruega se confiesa ante un sacerdote en la catedral de Burgos. En esa 'confesión' cuenta cómo su padre asesinó a su madre veinte años atrás para luego desaparecer. Ante la incomprensión de este crimen, pues su padre estaba locamente enamorado de su mujer, hay dudas acerca de su autoría.

   El argumento es así de simple: intentar explicar/averiguar quien asesinó o por qué fue asesinada Nora, la madre de la joven. Se dan vueltas y más vueltas a la vida amorosa de Nora que se cuenta desde diferentes puntos de vista, algunos muy cursis, pero que es la misma historia al fin y al cabo. El relato es demasiado detallista en elementos innecesarios que hacen la lectura lenta y aburrida llegando a convertirse a veces en exasperante.

    Lo único que me incitaba a seguir leyendo fue la intriga de saber quién mató a Nora pero el final ha sido decepcionante; no se cumplen las expectativas creadas. El absurdo desenlace me ha dejado con la boca abierta porque no me podía creer que 'esa' fuera la solución a tanto enigma.
 

10 de diciembre de 2013

¡Viva la madre que me parió!

    Libro cortito, menos mal, donde se parodia los clichés más manidos sobre las madres. He de reconocer que algunas de las escenas que se describen me han soltado alguna carcajada pero en general es bastante flojo.

   Lo único que me ha gustado ha sido la comparación de los superpoderes que se nos presupone a las madres con los que tienen algunos héroes del cómic o de la literatura fantástica haciendo especial mención al símil entre el poder adivinatorio de Gandalf y el de una madre cuando avisa a su hijo/a que si no le hace caso le va a pasar algo malo.

     No sé qué edad tiene el autor pero creo que el tipo de madre que aquí se retrata está bastante obsoleto. No digo yo que las madres de 'ahora' sean/seamos menos maniáticas y especiales pero hay cosas de este libro que me han recordado no a mi madre sino a mi abuela.

   Para pasar el rato puede valer.


9 de diciembre de 2013

El espíritu del lince

 
   Mientras cartagineses y romanos se enfrentan en la Primera Guerra Púnica, en Iberia, una sacerdotisa profetiza un gran destino para el recién nacido Icorbeles. Cuando, años después, una Cartago derrotada vuelca sus ansias conquistadoras hacia Iberia, Icorbeles tendrá que luchar contra los cartagineses para defender su patria.

   El protagonista cuenta en primera persona cómo una península llena de diferentes etnias y pueblos que luchan entre sí desde siempre ahora tiene que enfrentarse a un enemigo común, Cartago, que aprovechará esa desunión para apoderarse de un territorio que también codicia Roma.

   Al mismo tiempo se cuenta la relación de amistad que Icorbeles mantiene con un cartaginés que fue acogido en su familia cuando aún no se había declarado la guerra. El sentimiento de lealtad hacia su pueblo se ve puesto en duda ante los lazos de hermandad que le unen al que, ante la nueva situación, se ha convertido en un enemigo.

    Novela entretenida sobre la invasión cartaginesa de Iberia y la resistencia de las tribus que la habitaban.


5 de diciembre de 2013

Los hijos del mar

   

    Un arquitecto que se dedica a trabajos de poca envergadura recibe un encargo peculiar: restaurar una fuente en el pazo de una familia adinerada. De esta forma se adentra en una historia que comienza con el naufragio de un galeón del s.XVIII en la Costa de la Muerte.

     Narcotraficantes, nazis, policías, persecuciones en planeadoras por las Rías Bajas. Todo un conjunto de ingredientes para hacer una novela muy entretenida y que se lee de tirón.

    Además la historia está muy bien urdida y cada elemento bien emplazado en todo el engranaje con una gran carga simbólica en los nombres de los personajes. Si a esto le añadimos la ironía que caracteriza al protagonista y con la que encara todas los acontecimientos que se le echan encima de repente pues la lectura se hace más que divertida.

    Una historia muy bonita que lo sería más si el escritor no hubiera dado tantos rodeos y dilatado en exceso algunas escenas puesto que no se adentra en el argumento hasta casi la mitad del libro y siendo este de más de cuatrocientas páginas creo que 'la introducción' es demasiado larga.


1 de diciembre de 2013

Hijos de Heracles

 
   Novela que recrea el nacimiento de Esparta como un estado poderoso. Se relatan minuciosamente las disposiciones del diarca Teopompo que fue quien estableció las bases en las que se cimentará el espíritu espartano; la instauración de una forma de vida que hará famosos a los habitantes de Esparta a lo largo de los siglos.

   Entre todo esto se insertan explicaciones extensísimas de la mitología griega que a mí se me han hecho muy pesadas; tanta erudición me ha resultado cargante y además me he liado muchísimo. Demasiados nombres, demasiados datos, demasiados dioses.

   Lo único que me ha parecido destacable ha sido la descripción tan descarnada como impactante de cómo se educaba a los niños espartanos. Conocer las pruebas a las que eran sometidas criaturas de siete años me ha producido escalofríos.




Hada verde:Cursores
Hada verde:Cursores